He visto cosas que vosotros/as nunca creeríais.


 

Post inspirado por Fidel Del Castillo.


Como dijo una vez Toni Segarra: "Amo a este negocio de mierda". La colección de experiencias, personas inspiradoras y momentos únicos en la industria publicitaria es muy larga y muy estimulante, pero en este post me voy a centrar en cosas que parecen increíbles, pero son absolutamente ciertas.


El caso de la pelota.

Teníamos que anunciar una promo de balones de fúbol sala y el cliente nos envió 20 unidades para las fotos.El precio de coste de cada una era de 1,30 euros.  Acabada la sesión, al cabo de unas horas, recibimos un mail donde ponía : "he recibido 19 pelotas, falta una". "De acuerdo, la buscaremos", fue nuestra respuesta. 

Dos días después otro mail : "quiero mi pelota, su falta de profesionalidad es evidente". La verdad es que no teníamos ni idea de dónde estaba. Finalmente, apareció el Dtor de Marketing en la agencia, exigiendo la pelota. Nuestro Director de Cuentas le dijo " has escondido joyas o drogas en el interior o qué pasa?". 

El cliente, muy enfadado, decidió llevarse un "sol" de la estantería como desagravio y fue interceptado por mí en el parking "Acabaré con vosotros, os vais a enterar" fueron sus últimas palabras. Nunca más lo vimos ni trabajamos más para él.

El caso está en manos de Iker Jiménez. 


Caroline.

Festival de Cannes. Estaba tomando una cerveza tranquilamente en una terraza cuando apareció un tipo con pinta de sueco y me dijo (en inglés) : "dile a Caroline que la quiero". Caroline?, no conozco a ninguna Caroline. "Tú díselo." Yo, flipando.

El segundo encuentro fue en un karaoke, aparece en el escenario el mismo sujeto y le dedica a su chica "Sweet Caroline" de Neil Diamond, añadiendo "que ahora está con Richard, ese chico moreno", señalándome. La interpretación de la canción me pareció de "cabra borracha".

Al día siguiente llaman a la puerta del hotel y aparece Karl (así se llamaba) buscando por todas las habitaciones, "Caroline, Caroline, Caroline..".

No me lo podía creer.

La última tarde fui a la cafetería del hotel, pedí un café americano y se acercó una chica. "Me puedo sentar? " "si, claro". Cómo te llamas ? "Yo Caroline y tú"?

Le dije que me marchaba ya, intercambiamos teléfonos y eso fue todo.

De vez en cuando vigilo por si me sigue Karl.



El cantante flipado

Había despertado mucha expectación. Un cantante con apellido famoso iba a presentar su primer disco. Una de las marcas de mi agencia era sponsor de la gira. Aproximadamente 150 personas asistimos a la "premiere". 

Cuando se acercaba la hora empezamos a detectar mucho movimiento, móviles, conversaciones, nervios...no llegaba. Al cabo de 50 minutos apareció en el escenario en un estado muy precario, hasta el punto de que no se sabía las letras, interrumpía las canciones, apenas se mantenía en pié y decía cosas como "si no os gusta, que os den". Sospechoso de tomar "polvitos".

Ahora es una figura mundial, nadie discute su calidad, pero el video de ese día fue eliminado definitivamente.

Todavía conservo la entrada.


Pepe, el sheriff del Parking

Teníamos un vigilante-aparcador en la agencia, bastante singular. Aficionado a las películas de vaqueros, chaparro, con una voz grave y con un eterno palillo en la boca.

Un día nos dijo que teníamos que avisarle de las visitas, porque ya estaba harto de atender a personas que aparecían sin previo aviso.

Estábamos preparando un video con Elsa P. Primero vendría a la agencia, comeríamos juntos y luego comentaríamos las localizaciones, el acting, etc

Cuando mi compañero Mario dijo " se retrasa" yo le contesté "has avisado a Pepe?" Nooooooooo !!! corrimos al Parking y le dijimos: "ha venido un coche con una chica rubia?

Respuesta : " si, la he echado y le he dijo que se tapara un poco"

Pudimos hacer el video, pero el cabreo de Elsa fue descomunal.



El futbolín


Teníamos un futbolín, un comedor con sofás, una cocina y un proyector en el piso de arriba de la agencia.

Por la noche pasaban cosas.

Tras una comida con el anunciante donde se debatió apasionadamente la opción "A" y la "B", con el alcohol corriendo por nuestras venas, a la Dtora de Marketing se le ocurrió jugarnos la campaña a quien ganara al futbolín, al mejor de cinco partidas. Nada menos que 650 millones de euros en cuestión de minutos.

Mireia, en su línea habitual, redactó un documento con el acuerdo y lo hizo firmar.

Lo di absolutamente todo, en mi vida me he dejado el alma en una partida como ese día.

Acabé sin camiseta, con dolor en las articulaciones, fisura de muñeca y tirado en el suelo con mi compañera Laia.

Ganamos 3-2.

Nunca más he visto decidir una campaña de esta forma.


La venganza se sirve en ppt


En la presentación de la campaña para una multinacional de refrescos, frente a 200 personas, en un conocido hotel de Barcelona, el Director de Cuentas empezó su power point con un sorprendente chart, letras tamaño XXL y una peineta enorme : esta es una puta agencia y la campaña que presentamos, una puta mierda. 

Fue su venganza al saber que le habían despedido.

Acto seguido abandonó el auditorio y nunca más lo vimos.


Protección irritante


Una marca que siempre se había dedicado al sellado adhesivo de ventanas, decidió probar suerte en el mercado de los preservativos. Dejaron en la agencia suficientes muestras como para duplicar nuestra actividad sexual habitual. En un mes teníamos que valorar los resultados. Acabamos todos con una fuerte irritación en el pene y la correspondiente visita al dermatólogo, que nos aconsejó no practicar sexo para evitar contagios.


Arroz tres delicias


El Dtor de Cuentas de una conocida marca de alimentación para mascotas, invitó a los creativos a un arroz en la terraza.

En una gran paella colocó gambas, langostas, calamar, almejas, tenía un aspecto inmejorable.

Una vez terminamos nos preguntó si nos había gustado. Yo contesté, "el sabor, un poco extraño".

Ja, ja, ja, contestó, es el nuevo arroz para perros "supreme", lo puedes comer tranquilamente.

Estuve más de seis meses sin probar ningún tipo de arroz, dos acabaron con gastroenteritis y hubo un intento de agresión.



Tienes anécdotas de este estilo? Las incorporaremos con tu nombre. Gracias.





Comentarios

Entradas populares