logo

logo
by carlos pueyo

miércoles, 24 de febrero de 2016

Un elogio por cada 100 reproches, una sociedad singular (2.0).




Nuestra sociedad sigue empeñada en buscar siempre los defectos, los errores, los puntos débiles, lo que no funciona, las imperfecciones, la crítica destructiva.

Tanto es así, que muchas de las palabras que deberíamos pronunciar las damos por supuestas. Antes de verbalizar un elogio, preferimos callar.

No seré yo quien diga que nunca se equivoca, teniendo en cuenta que la frase que mueve mi vida es "quiero aprender", pero estoy un poco cansado y un poco harto de que haya tanta gente dispuesta a desmontar a los/as demás. 

Más de una vez y más de dos, he visto criticar con sumo placer y pasión, disfrutando el momento, poniendo toda la carne en el asador. Lo practican ese tipo de personas que antes de elogiar hablan de suerte, casualidad o coincidencia.

Creo que cuando alguien lo hace bien, merece una felicitación, no ese silencio habitual ni esa indiferencia cotidiana.

Me encanta el nuevo anuncio de Audi "llamémosle amor" , me gustan mucho las tender stories de Tous o las campañas de "no tenemos sueños baratos" y por supuesto que voy a decir a sus autores que me parece un gran trabajo.

Me parece muy triste que cuando alguien te elogia o te dice una palabra bonita, te cause una enorme sorpresa, por lo poco habitual, y hasta te plantees si esa persona tiene alguna intención oculta.

Tengo muy claro que no me voy a apuntar a la fiesta del desprestigio barato ni al baile de desmontar mitos ni a la celebración de los mediocres, que superan su frustración dejando verdes a los demás.

Tengo muy claro que voy a cuidar al máximo a mis equipos, con respeto, con la exigencia profesional que las circunstancias requieren, pero sin minar su moral, su dignidad ni su autoestima.

Voy a felicitar sinceramente a los/as colegas con los/as tenga relación si creo que han hecho una campaña, un libro, un post o una foto interesante.

Que consideremos normal expresar un elogio por cada 100 reproches es un síntoma de una sociedad desencantada, deshumanizada y descafeinada, que solo vibra cuando su equipo gana un partido de fútbol, cuando bebe alcohol o cuando se compra un capricho en las rebajas.

La misma sociedad que mira como locos/as a los/as pasionales/es, a los/as que rompen normas, a los/as que salen de la zona de confort, a los/as que intentan innovar o aportar algo nuevo al discurso de la comunicación.

Quien dice "no hace falta que diga que la quiero, ya lo sabe"o "un buen profesional no necesita escuchar que lo hace bien", practica un pensamiento medieval en el que la creatividad y las emociones han desaparecido del escenario.

Soy imperfecto y me equivoco un montón, pero no me paso el día buscando los defectos a los demás.

Ni reprochando los errores.

Prefiero mirar y admirar a muchas de las maravillosas personas con las que tengo la suerte de conversar.











Fotos : Anna Moliner en acción, con David Olivares de Polònia /Crackovia (foto de Sandra Escudero "sky"). 

jueves, 4 de febrero de 2016

That's what friends are for (para eso están los/as amigos/as).



                                Foto de Sandra Escudero.


https://youtu.be/2uE9cDE0fzI

Documental "el lado mágico de la fuerza", producido por publicitarios implicados.


He podido vivir de una forma absolutamente intensa la fuerza de la amistad. Lo que tus amigos/as son capaces de hacer y de mover. Tus amigos/as de verdad son seres incondicionales que están siempre a tu lado. Te quieren, te dicen la verdad, te apoyan, ríen y lloran contigo, sueñan contigo, caminan contigo.

Cuando en un Auditorio se juntan 220 personas que creen en la amistad, se produce un fenómeno único, especial, mágico, inusual, maravilloso. Tu cuerpo te da señales inequívocas de que está pasando algo extraordinario: piel erizada, ojos brillantes, corazón en marcha, sonrisa abierta, ganas de abrazar, palabras bonitas, sentimiento de equipo.

Te dejas llevar por el momento y lo quieres atrapar con fuerza para que no se te escape.

Escuchas palabras sinceras, auténticas y poco habituales y te sientes especial por poder vivir esa situación.

"El lado mágico de la fuerza" ha sido una maratón de tres meses para producir un video de 22 minutos, que en realidad es una sesión de coaching y un tutorial sobre la amistad.

Me he sentido extremadamente feliz viendo cómo Anty García y su familia recogían lo que habían sembrado. Me he sentido muy privilegiado al comprobar cómo una vez más hemos tocado nuestro sueño con las manos. Me he sentido muy orgulloso de Artur Cuz, Marta Cascales y Roger Sellabona, jóvenes talentos con un futuro fantástico por delante.

Algunos/as dirán que ese día tenían gimnasio, inglés, cena con amigos/as, pereza, salida de compras, reunión, discoteca, botellón o prisa, pero yo ahora tengo mi depósito lleno de energía, estoy a tope de vitalidad, recargado y con ganas de dar mucha caña durante mucho tiempo.

Porque días como el 4 de febrero de 2016, solo se repiten, con suerte, cinco veces a lo largo de toda tu vida.

Hemos conseguido que emita nuestro docu Tv3, Barça TV, TV de Andorra, que lo comenten en Fotogramas, Sport, El Mundo Deportivo, Diario Gol Digital, Marca, As, La Jugada Financiera, web oficial del FC Barcelona, El Mundo, El Publicista, la autoentrevista, web de la Facultat de Comunicació Blanquerna...


Es el lado mágico de la fuerza en acción.




"Un amigo es uno que lo sabe todo de ti y a pesar de ello te quiere", Elbert  Hubbard.

"La verdadera amistad es como la fosforescencia, resplandece mejor cuando todo se ha oscurecido", Rabindranath Tagore.

"El verdadero amigo es aquél que está a tu lado cuando preferiría estar en otra parte",
Lein Wein.

















Foto de Sandra escudero.
https://youtu.be/6A2WQksCSWI


Keep smiling, keep shining 
Knowing you can always count on me, for sure 
that's what friends are for 
In good times, in bad times 
I'll be on your side forevermore 
oh, that's what friends are for.

Burt Bacharach/ Carolo Bayer Sager.