miércoles, 25 de abril de 2012

Anuncios de seguros seguramente mejorables (remix 2016).



Si tienes que asegurar tu coche, tu casa o tu vida,  no te preocupes. Puedes elegir entre muchas opciones. Y todas te ofrecen argumentos convincentes. 

 Por ejemplo, Genésis saca a unos descerebrados sobre el techo de su coche, haciendo la ofrenda celestial de un peluche con forma de erizo (para los amigos, Rizo). Al grito de asumbawe , entran en éxtasis y consiguen contagiar a todos/as para que cometan una infracción. Dicen que es un homenaje a el rey león...

Permítanme que insista es la frase comodín de Matías Prats en Línea Directa,  cuya obsesión te hace tener pesadillas nocturnas donde te imaginas a ti mismo presentando el telediario. La colección de fakes a su costa es impresionante.

Los de Reale Seguros, en un alarde de modestia, se auto-califican como "sabios".

Si un día te falta un familiar, no te preocupes, según Santa Lucía, un oso blanco semi-disecado te dará la mano. El problema es que no sabemos quién se esconde dentro. La canción arrasará en Eurovisión y en el orfanato 2.

La serie de anuncios en el auto de papá parece más bien el thriller de una serie de terror. Si todas las familias son así, Tarantino tiene una peli a la vista. Esa sonrisa tan falsa seguro que esconde algo. El padre y la madre no son trigo limpio, porque a esos niños les gusta Lana del Rey y no las canciones de payasos (a no ser que sean asesinos). 

 No conformes con destrozar eye of the tiger y desmitificar la ruta 69, con el taladro de fondo de soy, soy, soy, Mutua Madrileña se venga de Amy Winehouse con su no, no, no.

Un sol enorme y la ópera nos recuerdan que la palmaremos inevitablemente, con un melodrama épico que nos pone la piel de gallina y nos hace soltar la lagrimita... el ocaso en forma de planteamiento rancio.

El pobre Marc Gasol  es víctima de un guión previsible y tópico de la mano de Cáser seguros.

Jesús Calleja también sucumbe en un absurdo spot, con una selva de cartón, unos gorilas de pega y un león. Es un posible oscar al mejor guión : mi casa no es como cualquier otra (seguro que no, en la mía no hay animales salvajes) mi seguro de hogar tampoco. Generali, el león de los seguros.

Memorable también la secuencia en la que el protagonista tarda 3 segundos en conseguir el coche de sustitución, mientras su perplejo amigo abre la lata de un refresco.

Algo pasa con los anuncios de seguros. Hay quien sostiene que es un virus, hay quien dice que es un encantamiento, hay que le echa la culpa al boogie.

Otros opinan que los anunciantes coincidieron en un Congreso y fueron sometidos a hipnosis. No faltan las teorías sobre radioactividad, fenómenos paranormales, brujería, un gen perdido en los 60 o una maldición.


Si se te ocurre alguna hipótesis o solución, dímelo por favor. Ding, dong, diri, dan...



p.d. el sector de los seguros es muy complicado, supone una dura competencia entre muchas marcas que necesitan diferenciarse como sea. Lo conozco porque trabajé para Winthertur durante unos años y también para algunas modalidades vinculadas a Caixa Catalunya. Tan solo he querido aportar un punto de vista divertido, que no se enfade nadie :)


No hay comentarios:

Publicar un comentario