jueves, 16 de julio de 2015

A letter to Ricarte (con material inédito).





https://youtu.be/gNRNVE2W_Uk

Jose María Ricarte dirigiéndose a sus alumnos/as.

https://youtu.be/K8RcK088qIY

La casa de Ricarte y el propio Jose María en un video de implicados rodado en 2008. Aparecen también Alberto Farré de Sra Rushmore, Dalmau Oliveras de SCPF, Marc Salinas de Taylor and Wayne, Gina Cañas, Ivone Caus, Marta Díez Lledó de Be Republic y el realizador Quim Cusó.

https://youtu.be/DrZfp4vjFxk

La voz de Jose María en el video del 60 aniversario de Blanquerna, guión mío y realización de Mireia Pujol (Alumni Blanquerna).




Jose María Ricarte Bescós, guionista de cine, escritor y profesor. Fue nada menos que el primer catedrático de la historia de la publicidad española. Actúo como vocal de Autocontrol de la Publicidad y fue Presidente de la Asociación Solidaria Publicitarios Implicados durante dos años. Falleció el 22 de junio de 2010.


Recuerdo como si fuera ayer el día que me dijiste " Wakefield, ha pensado en dedicarse a la creatividad?". Fue un antes y un después, una espoleta, un detonante. Estaba en segundo de carrera. Dos años después, me ofreciste el primer trabajo como redactor junior.

Me resulta difícil aceptar que tú, uno de los grandes referentes de mi vida, ya no está al otro lado del teléfono o el móvil, en tu casa de Barcelona o en tu casa de verdad, la universidad. Tu voz pausada, tu silueta estilizada, tus momentos de reflexión, tu sentido del humor, tus ganas de compartir y tu búsqueda incesante de la innovación, están grabadas a fuego en mi mente y en mi alma.

Fuiste la persona que me inoculó el virus de la creatividad y me convenció para descubrir la magia de la docencia. Me animaste a buscar la idea diferente y a intentar ser siempre mejor. Me subiste la autoestima, confiaste en mi, estuviste a mi lado.

Supiste perdonar mis errores y me diste margen durante mis primeros años de profe, con 28 añitos, hasta que tu paciencia me permitió aprender y madurar.

Fuiste mi consultor particular sobre la profesión, sobre mi universo y sobre mi vida. Fuiste el más valioso y desinteresado cómplice en miles de circunstancias.

Nuestra confianza mutua llegó a un momento en el que no hacíamos preguntas, "si tu me lo pides, lo hago y punto", era nuestro pensamiento implícito.

Practiqué contigo el rito maravilloso de conversar durante horas, compartir historias, preparar conferencias, intercambiar libros, escuchar música o tomar el sol en tu terraza, en ese piso en el que vive ahora, curiosamente, mi ex-alumna, amiga y Directora Creativa de Mc Cann Anna Brosa.

Durante un año maravilloso, el equipo de implicados se reunió por la noche en tu casa, con provisiones apetitosas como la tortilla de patatas de la madre de Eli Zaragoza, el vinito, las patatas chips, los frutos secos, las chuches, el chocolate o el sushi de Albert Farré.

Recuerdo las risas de Gina Cañas, Marta Díez Lledó y Eva García Siesto, la genialidad de Dalmau Oliveras y Marc Salinas, la simpatía de Carla Lladó y Laura Pellicer, la pasión de Ivone Caus, La mirada cautivadora de Alba Eskenazzi y las apariciones estelares de Jesús Orbea, Jorge Gómez Monroy, Luis de Santiago o Guillermo Ricarte.

Tener tu confianza me dio alas, tenerte como referente me hizo ser mejor y, como tú, me sentí cómodo en la discreción y en la elegancia.

En infinidad de ocasiones pensé en qué harías en esa o aquella situación y muchas veces te lo pregunté por teléfono y me regalaste tu sabio consejo... al instante.

No tengo palabras para agradecer tu voz en el camino, tu serenidad en la reflexión y tu pasión en la mirada.

Tu brillo, tu estela, tu ilusión, tu reflejo, han iluminado a cientos de estudiantes que ahora son quienes son gracias a Ricarte.

Creo que tus hijos Pepe y Guillermo han tenido un gran referente y han sabido ser dignos sucesores de tu filosofía, al igual que Majo y el resto de la familia.

El presi Jose Angel Abacéns te hizo justicia al instaurar el Premio Nacional de Creatividad Jose María Ricarte. Nunca me han atraído premios, pero éste me encantaría ganarlo.

No viste mi estereotipo publicado, te hubiera hecho mucha ilusión, dedicarte un libro era uno de mis mayores sueños.

Tu dedicatoria en creatividad y comunicación persuasiva, con fecha de julio de 1998, me llegó al alma :

" A Richard Wakefield, alumno con vocación de maestro, compañero de viajes, ilusiones, poeta y amigo. Mucho Richard para tan poco libro."


Maestro, lo sabes, te he querido y te he admirado con todo mi corazón. Nada será lo mismo sin ti.

Siempre intentaré hacerlo mejor, con todas mis fuerzas, como tú me enseñaste.

Y perseguiré mis sueños, lucharé por mis ideales, seré un apasionado crónico.

Es lo que esperas que haga.

No te pienso decepcionar.






http://www.associaciopublicitat.com/acto-de-entrega-4a-edicion-premio-nacional-de-creatividad-jose-maria-ricarte/

4 comentarios:

  1. Richard, me has hecho llorar a las ocho de la mañana, ya te vale...

    Laura.

    ResponderEliminar
  2. Sin duda un enorme privilegio haber asistido a sus clases, pero lo mejor de todo es que sus enseñanzas son perdurables, aplicables, vigentes y aún relevantes.. Ricarte is alive!

    Mónica López.

    ResponderEliminar
  3. Gran Ricarte!!!!!!!

    Gran Richard Moon Wake: enhorabona pel post. Pell de gallina i llàgrima. Gràcies; és fantàstic!


    Monina Jiménez.

    ResponderEliminar
  4. Fue de lo mejor de lo mejor. Sin duda. Gracias por recordárnoslo.

    Marta Piñol.

    ResponderEliminar