domingo, 19 de junio de 2011

Carta a Valeria Esteve (bye bye mundo protector).





"Es una lata el trabajar, todos los días te tienes que levantar.... (luis aguilé) "



Te acabas de licenciar. Ya estás al otro lado. Te han dado un diploma, dos besos y una sonrisa. Has ido a cenar y luego de copas hasta la madrugada. Has vivido unos años muy felices y te has sentido protegida por tus padres, familiares, amigos/as y profesores... pero empieza Matrix, Fringe, Lost o como quieras llamar a este nuevo mundo.

A partir de ahora tendrás una relación laboral con una empresa (si es que encuentras trabajo en unos meses). Y no es precisamente la casa de  Yuppi, Hello Kitty, Disneyworld o pijolandia. Aquí las personas tienen varias caras, se mueven por intereses, te tiran puñales, bombas o te ponen trampas para que caigas, eso sí, de buen rollo y sin acritud.

Si crees que siendo honesta, honrada y poniendo tu talento encima de la mesa ya tendrás suficiente, vas apañada. Descubrirás a componentes de tu equipo que utilizan los codos y no para estudiar, sino para abrirse paso, te harán entradas por detrás, te criticarán, intentarán que no crezcas rápido ni les hagas sombra.

Por mucho que tú quieras respetar a todos, ser conciliadora, pensar en el conjunto y hacerlo lo mejor posible, siempre encontrarás a alguien dispuesto a cortarte las alas. Ahora, de aquí diez años, o de aquí veinte años.

En las empresas, igual que en Blade Runner o Alien, habitan seres complejos, negativos,  supervivientes amargados, prepotentes, esos que nunca dicen gracias, felicidades, o buen trabajo. 

Por supuesto que conocerás también a grandes talentos, gente excepcional y sorprendente. Compañeros y compañeras que acabarán formando parte de tu vida.  Esta realidad contrastada no va a cambiar, así que toma nota de algunos consejos:

Nunca digas "en la universidad no he aprendido nada". Camina siempre con la cabeza bien alta, con confianza en ti misma, con la autoestima adecuada.

Si quieres llorar, llora durante la comida, en tu casa o donde no te vean. Nunca te muestres débil ni vulnerable. Habla con personas expertas para que te aconsejen. No tengas miedo ni ganas de salir corriendo. No te confíes. Mira a los ojos. Tarde o temprano demostrarás que vales.

Pero aquí no puedes copiar exámenes, tunear trabajos, hacer refritos o poner excusas baratas. No puedes salir de copas cada día, porque no aguantarás el ritmo. No puedes hacer faltas de ortografía en un mail, olvidarte el pen, llegar tarde o salir antes porque tienes un concierto o un aniversario.

Mentalízate, coge fuerzas y prepárate para luchar. Porque eso si, nadie va a dar la cara por ti y este no es país para blandos. Descubre tu piel dura, tu convicción, tu dimensión cañera, que la tienes. Ahora toca pelear por la pasta, por tu independencia, por la vida que deseas, por hacer las cosas como te las imaginaste. Ahora toca ser profesional.

Podrás hacerlo, estoy seguro. No bajes la guardia. Ten paciencia. Es más fácil de lo que parece. Simplemente, tienes que hacer un buen casting : gente sana y respetuosa a un lado, gente oscura al otro. A los indiferentes o no clasificados, ponlos en observación, por si acaso.

Atrapa tus momentos dulces, vive experiencias, crece con los que comparten. Descubre tu lado pasional, piensa en positivo, disfruta con las aficiones que te motivan.

Tal vez  has sido en alguna ocasión superficial, banal o poco comprometida. No importa. Empieza una nueva era. La versión mejorada y contundente de ti misma. Persigue tus sueños con ganas. Demuestra lo que vales. Hazlo siempre todo lo mejor posible.

No olvides que es muy bueno reciclarte, formarte, seguir aprendiendo.

Preparada... un, dos, tres, go !!!



foto: valerie esteve fotografiada por wakefield.

4 comentarios:

  1. Quins records de la meva graduacio al 2009!!!!2 anys ja!!passa el temps volant....jo vull tornar a la uniiiiii,,i q tu tornis a ser el meu profeeeee

    Alexandra.

    ResponderEliminar
  2. Tremenda inmersión en el mundo real.

    ResponderEliminar
  3. Genial entrada, creo q la leeré más d una vez... Debería haber un Richard en todas las universidades de España, más "entrenadores" cmo he leído por ahí alguna vez. Por suerte tenemos tu blog xa aprender cosas q no se imparten en las aulas. Un saludo, y no dejes de escribir x favor!

    ResponderEliminar
  4. A veces vivimos en una burbuja donde nos imaginamos un mundo laboral Disney que no existe, aún así tenemos que aprender a disfrutarlo. Gracias.

    ResponderEliminar