martes, 24 de agosto de 2010

Cómo estar "forrado/a" y portarse como un/a miserable (remix 2016)







Una de las cosas que más me ha llamado la atención como publicitario es observar a personas forradas que se comportan de una forma (digamos) absurda.


Johnny "smile" Vanderbloos.

 Es presidente de una multinacional, propietario de dos yates, 5 casas, 6 coches y 4 motos, calcula los rollos de papel de water que gasta, elude los peajes de las autopistas con un chip falso, se lleva un tupper a los restaurantes para aprovechar las sobras, se va al bar para no comprar el periódico, piratea la señal del Canal Plus y te pide 5 euros (que no te devuelve) porque se ha dejado la cartera en casa.

Su inmensa fortuna contrasta con sus trajes grises, sus zapatos pasados de moda y sus corbatas de mercadillo. En vacaciones se queda en España porque "fuera todo está muy caro", llena la empresa de becarios para no pagar contratos y no quiere saber nada de la solidaridad porque "ese no es mi problema".

No utiliza la mayoría de las cosas que tiene. Algunas se quedan en los armarios, otras no sabe cómo funcionan, y no las regala porque "en la vida nadie te regala nada".

Más singular, si cabe, resulta Kevin González, un sujeto que llegó a la publicidad por extrañas circunstancias. Está igual de "forrado" que Johnny, pero lo lleva de otra forma. Va siempre con la camisa descubierta, para enseñar su pecholobo.

Está casado, pero le tira los tejos a todo lo que se mueve. Lleva collares, cadenas, espuelas, colores llamativos y melena anárquica. Su frase favorita es "sabes cuánto me ha costado esto?. Suele hablar del Moet, de su saque bárbaro, de que comió y bebió hasta reventar, de sus coches tuneados, y de "menos quejarse y más disfrutar".

Se pone media botella de colonia cada día, se inventa las letras en inglés de las canciones (porque no sabe), dice miles de veces "venga pringaos, yo invito" y los libros de su casa son de adorno porque "es mucho más interesante la prensa deportiva".

En su tarjeta pone "Director de Marketing", cuando en realidad debería poner "peligro : nuevo rico en celo". Suele arremangarse la camisa para enseñar su Rólex de oro, está fondón y en su casa muchas cosas llevan el precio puesto, para que lo sepas.

Dice palabras como twister (en lugar de twitter), fasbuk (facebook), yourtubi (youtube), inlait (insight) o bujet (budget)... cuando quieras te lo presento...







Paloma "sensual" Line.

Se vanagloria de ligar con "pobres" y por eso se ha acostado con el chófer, el jardinero, el dependiente de la farmacia y el motorista del despacho... entre otros. La reconocerás por sus vestidos mini-palabra de honor, sus zapatos rojos, su colonia nada discreta y su colección de bolsos : 365, uno para cada día del año. Cuando quiere comprar algo caro siempre dice : "te pago el 20% con amor de lujo". Es la co-propietaria de una marca de complementos que adoran los japoneses.

Pedro J. Lauren.

Vive enganchado a los polvos blancos, el whisky de malta de doce años, las pastillas de diseño y los chutes variados. Siempre dice que no llegará a los 50, pero que nadie vive como él. Es cierto que tiene una gran mansión, pero como se pasa el día mareado o durmiendo, con un cuarto le sobraría.

Apuesta en los casinos, al poker, a los caballos y a lo que haga falta. Decide si aprueba o no aprueba una campaña tirando los dados o jugando una partida de futbolín. Nunca lee libros porque dice que son muy largos. Tiene una colección terrible de enanos de jardín. Tiene una colección de sombreros de colores, a cual más llamativo. No se acuerda del nombre de sus cinco hijos.

Sandra "blue velvet" Keeperss.

Amante desde hace años de un conocido creativo, con milones de euros en el banco, suele comprar en el todo a 100, Zara y Mediamarket, se cuela en los aperitivos, roba objetos en El Corte Inglés y no pone la calefacción en invierno para ahorrar. Eso, si, nunca utiliza el transporte público porque hay chusma, se ofrece voluntaria para ir a las fiestas de famosos/as (cobrando, claro) y va a programas del corazón para inventarse historias sobre su vida sexual.

Carlos "frik" Wilson.

Hace años que se dedica al contrabando de alcohol. Vive un Miami, en un yate descomunal, pero siempre que alguien va a visitarle le "obliga" a pagar las bebidas, las comidas, el aperitivo, lo que sea. Cree que es muy atractivo, pero con 1,70 de estatura y 98 kilos de peso, barriga en crecimiento y calva incipiente, no tiene todo el éxito que quisiera.

Exige 8 versiones de cada campaña, cuando quiere promocionar su cadena hotelera. Le encanta el boxeo, la lucha, los juegos violentos y las peleas de gallos. Viste siempre con chaqueta y pantalones blancos, mocasines con borlas y calcetines de colores.






Roberto García Llanos es el rico raro. Destina buena parte de lo que gana a una fundación que investiga con células madre, con el objetivo de curar las enfermedades neurológicas. Nunca hace ostentación. Tiene dos coches (podría tener 20) porque no necesita más.

Va siempre con tejanos y con ropa deportiva. No consume marcas muy caras. El mismo va al supermercado o al Decathlon. Está casado desde hace 23 años y adora a su mujer y a sus dos hijos. Contrata a gente joven y les paga desde el primer día. Su situación económica es transparente, se niega a aceptar negocios corruptos y es socio de SOS Racismo. Imparte conferencias y habla siempre de la honradez y la humildad. Nadie le ha regalado nada. Vamos, uno entre un millón.

Ayer un multimillonario me dijo textualmente que no podía sponsorizar 100 euros en un evento porque no tenía liquidez... pero si va siempre con más de 5.000 euros encima...

Total, que Johnny me debe 60 euros, Kevin me ha pedido clases particulares de inglés, Paloma no entiende por qué he rechazado su 20%, Pedro está harto de que le gane al futbolín y Roberto es un compañero habitual de cañas... eloketiene...

En el fondo, es la misma manera de pensar de muchos/as de los/as que nos representan : yo me hago rico y te subo el IVA. Yo soy un corrupto, practico la malversación de fondos y no devuelvo nada. Yo construyo a saco y tú no puedes pagar la hipoteca. Yo me cargo la educación mientras llevo a mis hijos a estudiar al extranjero, yo recorto la sanidad y tú tienes que esperar meses para que te operen.


Los Miserables, además de un libro, una película y un musical, es algo que se representa cada día en nuestro país.









2 comentarios:

  1. Supongo que habrás cambiado los nombres, no?

    ResponderEliminar
  2. No he leído más q las 4 primeras líneas y dios ... ... no soy yo la única que vive visiones tóxicas y no está loca. Gracias por este post que ahora me leeré. Los ricos si lo son es por algo. No comparto en absoluto nada de esa mentalidad. :)) Aunque no tienen porque ser "malas" personas. Creo que son herencias de forma de ser, que se repiten inconscientemente... las cadenas que se arrastran , igual que los "pobres" o "gitanos" etc, (¡etiquetas!), viven en función de la etiqueta que tienen cosida. Es la "determinación de clases" , no recuerdo que psicólogo habla de ello, diría que Bordieu, igual que Sartre y le "Garçon à café" Es una forma de estar en el mundo clasificada justamente por estereotipos sociales. Que no la PERSONA HUMANA EN SÍ. Pero todo lo mueve ... ... complicadísimo deshacerlo, solo pueden ayudar la suma de las iniciativas de las PERSONAS que quieren un sentido a la vida.

    ResponderEliminar